Y al día siguente también amanece en Cataluña

Finalizado el 27S, el apocalipsis anunciado para estos comicios, considerados plebiscitarios por muchos, no se ha producido. Al menos, hoy ha vuelto a salir el sol (y la superluna) en las tierras catalanas y la resaca electoral se prevée larga. Los resultados nos revelan una sociedad divida, en la que el voto independentista no alcanza el 50%, pero claramente dispuesta a la convocatoria de un referendo. Mientras tanto, Ciutadans se convierte en el segundo partido de Cataluña y Podemos se desinfla (bajo las siglas CSQEP).

1. Los catalanes votan no a la independencia…

En Cataluña no se ve viable el camino de la independencia. Si enfrentamos los votos de Junts pel Sí y CUP (las dos formaciones abiertamente independentistas) con el resto de partidos (que no incluían la ruptura con España en sus programas), la mayoría de los electores no quiere separarse de España. O, al menos, no ha votado independentista. Si las elecciones eran plebiscitarias la lectura es única, los catalanes votan “no”.

Porcentaje de voto independentista

2. …pero quieren que se les deje decidir

Aunque, como en todo, hay matices. En el gráfico anterior enfrentábamos el voto independentista de Junts pel Sí y CUP con el del resto de formaciones. Sin embargo, aunque no se ha declarado independentista, Catalunya Sí que es Pot, marca de Podemos, siempre ha ratificado su apoyo al referéndum. Los catalanes han declarado, con contundencia, que “son mayores de edad” y que tienen derecho a decidir su futuro en España, aunque éste no pase por la independencia. En unas elecciones que se convirtieron en plebiscitarias, los catalanes han votado en masa. La participación pasa del 67,76% de 2012 al 77,46% de este domingo.

Participación en Cataluña

3. Ciudadanos amenaza al PP y la CUP a Esquerra

Rajoy debe estar asustado porque ni tan siquiera ha aparecido en plasma. Y para no estarlo. Ciudadanos se come al PP en Cataluña, que siempre ha sido una plaza difícil para el partido de la gaviota, y se convierte en el segundo partido más votado. El mensaje de regeneración política ha calado entre el votante conservador y en Génova deben estar preocupados. “Ni en nuestros mejores sueños”, aseguró Albert Rivera esta misma noche. Por su parte, la CUP, con su discurso independentista y anticapitalista ha avisado a ERC que pactar con la derecha puede salir caro si tus siglas comienzan por esquerra.

4. Podemos tiene problemas cuando se aleja de su discurso

Ante una sociedad absorta en el debate soberanista, Podemos no ha sabido, o no ha podido, colocar su mensaje. El partido de Pablo Iglesias se da su primer bofetón electoral, después del tibio resultado de Andalucía y pierde 2 diputados con respecto al resultado de ICV.  El resultado de la formación en la que se engloba Podemos es todavía peor si tenemos en cuenta el espectacular resultado de BCN en Comú con Ada Colau, convertida en alcaldesa de la ciudad condal. Y lo que es más, el PSC, con un candidato sin carisma y con más de un desliz (o quizá, con demasiado ritmo), se mantiene en la tercera posición.

Partido 2015 2012
Junts pel Sí 62 (Sin Unió)  71 (CiU + ERC)
Ciutadans 25 9
PSC 16 20
Catalunya Sí que es Pot 11 13 (ICV-EUiA)
PP 11 19
CUP 10 3

5. Difícil gobierno y Artur Mas, tocado

Antonio Baños lo ha dejado claro: “No vamos a votar sí a Artur Mas”. La CUP no apoyará al President y no tiene más aliados con los que conseguir la mayoría absoluta. También parece difícil, por no decir imposible, que Ciudadanos consiga suficientes apoyos para hacerse con el gobierno catalán. Los juegos de las sumas anticipan varias semanas de estrés entre pasillos. El futuro pasa por el diálogo.

En relación a Mas, aunque bailaba en la celebración del resultado, su apuesta al soberanismo le ha perjudicado. Su coalición con Unió está rota, la sociedad catalana polarizada y nadie quiere apoyarlo. Mas tiene hoy más difícil ser el presidente de Cataluña (dentro o fuera de España). La amenaza: ¿Nuevas elecciones?

Ángel Vila

Ángel Vila

Vigo (España). Graduado en Periodismo por la USC. Máster en Comunicación Política (UCM). Investigador de opinión pública y efectos de los medios de comunicación en la política. Ha trabajado en Faro de Vigo como redactor y editor multimedia. Ver el perfil de Ángel Vila Lago en LinkedIn
Ángel Vila